Del dicho al hecho hay mucho trecho


Un artículo publicado ahora hace justo un año en el PLoS (el EPIC-Norfolk Prospective Population Study) señala una aproximación al impacto en la mortalidad de hombres y mujeres en relación con la mejora en cuatro aspectos comportamentales: no fumar, consumo moderado de alcohol, cierto grado de actividad física y consumo apropiado de frutas y vegetales. Los entusiastas participantes en la cohorte adquieren un punto por cada conducta saludable y parece que al final los que tienen cuatro puntos tienen posibilidades de vivir más.
Es muy interesante la reflexión de la editorial del mismo número sobre algo que ya hemos hablado en Salud Comunitaria, que es llevar la investigación a la práctica o la brecha existente entre lo que se publica y lo que se utiliza en transformar, o sobre la hipertrofia publicadora o sobre lo que ahora llama investigación traslacional tipo 2 pero que mi abuela decía “del dicho al hecho hay mucho trecho”. Las editoras ponen el acento en la necesidad de diseminar a profesionales y ciudadanía estos resultados y de ligarlos a reorientación de políticas de salud. Inciden además en algo más, en buenos ejemplos de la necesidad de incorporar políticas saludables y modelos de promoción de la salud para realizar modificaciones de hábitos saludables y de cómo a veces mensajes individuales obviando determinados contextos sociales no sirven para nada (poner a caminar a personas que viven en barrios pobres y con inseguridad ciudadana en Estados Unidos o tratar de modificar conductas sexuales en sitios, Bostwana o Swazilandia, donde el sexo de riesgo -trafico y comercio sexual- es una forma de asegurarse la comida).

(Sin entrar demasiado en un tono irónico hay varias preguntas interesantes en relación con el artículo y con cierta vision Skrabanekiana y de principio de año. La primera es qué supone vivir más y qué aportan con una perspectiva filosófica vivir 14 años más y qué otras cosas -sanitariamente- te pueden pasar viviendo 14 años más.  Y, en fin, lo de vivir a lo largo y no vivir a lo ancho de las culturas occidentales con más esperanza de vida. Y…. )

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s