La salud: ¿un asunto individual?


Fantástico artículo de tres personas claves y de referencia en la salud comunitaria (y de la atención primaria y la salud pública) en nuestro entorno: Isabel Montaner, Maribel Pasarín y Gonçal Foz.

El artículo, publicado en AMF y disponible en abierto, es un estupendo ejercicio de síntesis sobre la práctica cotidiana desde una perspectiva de modelo biopsicosocial e insistiendo en la trascendencia que tienen los determinantes sociales de la salud en el día a día de una consulta de atención primaria. Revisa e incide en este abordaje y en la necesidad de una mirada salutogénica, en los activos del individuo y en los activos de la comunidad, además de poner énfasis en la importancia de la reorientación de los servicios de salud.

Una gran mirada de síntesis de algunos de los puntos tratados en la I Conferencia de Salud Comunitaria semFYC-SESPAS de este año, donde tuvimos además la oportunidad de escuchar a Isabel y Maribel en esta visión desde la consulta y desde la comunidad (con Luis Andrés López en la tercera visión, desde el ámbito macro)

 

Resumen del artículo:

Los determinantes sociales de salud son ampliamente reconocidos como las causas de las causas de la mayoría de las enfermedades más prevalentes. En vista de la evidencia sobre cómo actúan los determinantes sociales en la salud, consideramos imprescindible que los servicios de salud se reorienten en consecuencia. En Atención Primaria (AP) la reorientación tiene que llevarse a cabo no tan solo en la consulta clínica individual, sino también en la forma en que el equipo de salud presta los servicios y en sus relaciones con la comunidad. El modelo de atención al individuo que permite la orientación a los determinantes es el basado en el modelo biopsicosocial, traducido en la práctica en una atención centrada en el paciente, contextualizadora y con visión salutogénica.

Puntos clave del artículo:

  • La evidencia de los efectos de los determinantes sociales de la salud se basa en la revisión de miles de estudios, algunos han seguido a poblaciones durante décadas.
  • Ante la evidencia sobre los determinantes el modelo de atención biomédico pierde el sentido al no reconocer las dimensiones sociales de la salud.
  • La reorientación de los servicios de Atención Primaria (AP) debe tener lugar en la consulta individual, el centro de salud y en la relación con la comunidad.
  • Son claves en la reorientación en la consulta: el modelo biopsicosocial, el enfoque salutogénico y la orientación a los determinantes.
  • El modelo biopsicosocial se operativiza en la relación asistencial centrada en el paciente y la contextualización.
  • La contextualización tiene dos momentos en medicina de familia: en la orientación diagnóstica y en la terapéutica.
  • El modelo salutogénico y los «activos» en salud son un recurso válido para la desmedicalización de los malestares de la vida y en enfermedades crónicas.
  • Es precisa una reorientación de los registros en la historia clínica del paciente que permitan contemplar los factores psicosociales y no solo los biomédicos.
  • El equipo de Atención Primaria (EAP) debería plantearse proporcionar servicios adaptados a los grupos en situación de vulnerabilidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s